Más México
Luis Barragán principal

Casa Taller Luis Barragán, CDMX #PatrimoniosUNESCOMX

Ubicada en la Colonia Tacubaya, al poniente de la Ciudad de México, está la Casa Taller Luis Barragán. Fue el lugar de residencia del arquitecto e ingeniero Luis Barragán Morfín. Esto durante el período posterior a la Segunda Guerra Mundial hasta el día de su fallecimiento en 1988.

La Casa y Estudio Luis Barragán se construyó entre 1947 y 1948 y consta de 1,162 metros cuadrados de construcción. Se divide en: planta baja, dos plantas superiores y áreas verdes. Representa un ejemplo sobresaliente del trabajo creativo del arquitecto Barragán. Adaptó y dotó en su diseño arquitectónico de elementos tradicionales y vernáculos con base en el Movimiento Moderno Internacional.

Barragán 1
Foto: Especial

Chécate también: ‘Ciudad histórica de Guanajuato #PatrimoniosUNESCOMx’

Esta casa se reconoció como Patrimonio Mundial en el 2004. Es una de las obras más representantes e influyentes de la arquitectura contemporánea. Además tiene un gran impacto en el diseño de jardines y paisajes urbanos.

La singularidad del diseño del taller es un reflejo del autor. Fue más allá de su tiempo y su medio cultural. Tan sólo la ubicación de la casa es representativa en el manifiesto de la obra. También lo son el juego del diálogo profundo entre la luz y el espacio construido y la forma en que el color es sustancial para la forma y los materiales.  Tiene un diseño que llega a todos los sentidos y revalúa las formas en que la arquitectura se concibe y disfruta por sus habitantes.

De residencia a museo

Hoy en día, la casa está abierta al público y funciona como un museo administrado por la Fundación Luis Barragán y el Instituto Nacional de Bellas Artes. Estas instituciones han dedicado a preservar la integridad y autenticidad de la propiedad con trabajos de conservación y restauración desde el año de 1988, año en el que el gobierno mexicano lo nombró como Monumento Artístico

Barragán 2
Foto: Especial

La responabilidad de mantener la esencia del lugar está en manos de quien fue discípulo de Luis Barragán, Andrés Casillas de Alba, siguiendo la filosofía del arquitecto: ‘una casa nunca se termina; es un organismo en constante evolución”.

Aunque es un museo abierto al público, únicamente puedes conocer la casa si agendas una visita guiada. En este link podrás encontrar toda la información correspondiente.

Síguenos

No seas tímido, ponte en contacto. Nos encanta conocer gente interesante y hacer nuevos amigos.