Más México

IPN diseña nanofármacos contra enfermedades cardiovasculares

Científicos del IPN usan nanotecnología para crear medicinas inteligentes (nanofármacos) que ayudarán a combatir y prevenirenfermedades cardiovasculares.

¿Te lo perdiste? ‘Mexicanos aparecen en lista de las 100 personas más influyentes’

Clasificación de enfermedades

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, las enfermedades cardiovasculares son un conjunto de trastornos del corazón y los vasos sanguíneos. Éstas se clasifican en 8 tipos:

1) Hipertensión arterial
2) Cardiopatía coronaria
3) Enfermedad cerebrovascular
4) Enfermedad vascular periférica
5) Insuficiencia cardíaca
6) Cardiopatía reumática
7) Cardiopatía congénita
8) Miocardiopatías

Nanofármacos

A nivel mundial, las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte. De hecho, en el 2012, fallecieron cerca de 17,5 millones de personas por alguna de ellas.

También en nuestro país son la primera causa de muerte; con más de 162 mil defunciones al año. Incluso, en el sector salud, cerca del 40% del presupuesto se destina a la atención de estas enfermedades.

¿Cómo funcionan los nanofármacos?

Los nanodispositivos actúan como transportadores y van por diferentes rutas del organismo hasta llegar, específicamente, al lugar afectado. Ahí se liberan de manera controlada.

De este modo, elimina o reduce efectos secundarios; a diferencia de los que causan los medicamentos comerciales utilizados para tratar estos padecimientos.

Otro punto, es que los nanofármacos son compatibles con el organismo. Esto quiero decir que no hay un rechazo por parte del cuerpo. Por lo que no tienen efectos colaterales.

Además, permiten curar estos tipos de enfermedades a nivel celular y molecular; sin afectar otras partes del cuerpo. Lo mejor es que ¡son biodegradables! Es decir, el cuerpo los elimina del organismo una vez que actúan.

Medicamentos diminutos

La dosis de medicamentos que tomamos cuando enfermamos, generalmente se mide en miligramos; es decir, la milésima parte de un gramo. Otros los toman en microgramos, que son mil veces más pequeños que el miligramo. Mientras que los nanofármacos se miden en nanogramos… ¡la millonésima parte de un miligramo!

Marifé Medrano

Síguenos

No seas tímido, ponte en contacto. Nos encanta conocer gente interesante y hacer nuevos amigos.