Más México
gorditas de garbanzo 1

Gorditas de garbanzo para aplacar tu hambre #UnDíaSinCarne

Si hay un platillo que todos los mexicanos amamos son las gorditas. Un exquisito manjar que nos regala todos los días la gastronomía callejera de nuestro país. Es el remedio perfecto para calmar el hambre, agarrar energías y continuar con nuestra vida.

Y si bien existen muchísimas variantes de ese suculento antojito, en México la gordita es una tortilla de maíz gruesa que puede ir rellena de diversos guisos. Sin embargo, hoy para #UnDíaSinCarne, te dejaremos una receta que además de nutritiva, no te hará extrañar para nada el sabor de las gloriosas garnachas.

gorditas de garbanzo 2

Chécate esto: ‘Garibaldis, el pan de tradición italiana con esencia mexicana’

El origen de un manjar callejero

Primero, hay que decir que las gorditas son tan antiguas como nuestras pirámides. Pues en la época prehispánica existía una gran variedad de tortillas de diferentes colores, tamaños y sabores, que se mezclaban con otros ingredientes.

Su nombre, viene de la misma forma que tiene, ya que para prepararlas se crea una tortilla más gruesa o “gorda” de lo normal. Algunas personas prefieren aplanarla ligeramente con las manos antes freírla en aceite o manteca. Y como lo mencionamos anteriormente, este platillo se puede encontrar en cada rincón de la ciudad.

Un platillo tan diverso como nosotros

Sólo que actualmente, la manera de prepararlas cambia de región en región, hay lugares que no las rellenan con nada y otros más que únicamente les ponen nopales, crema y queso. En los estados de Durango, Zacatecas y Chihuahua también existen las gorditas que son hechas con harina de trigo.

Pero bueno, como sea, las gorditas siempre son una buena idea a cualquier hora. A continuación, te dejamos la receta de unas increíbles gorditas de garbanzo y queso con Salsa de Guajillo.

Ingredientes

Para las tortitas
500 gramos de garbanzo
3 huevos
150 gramos de queso de chincho / añejo / cotija
Aceite para freír
Sal y pimienta al gusto
Para el caldillo de guajillo
7 chiles guajillo, previamente remojados
2 hojas de laurel
1 diente de ajo
1 pimienta gorda
2 clavos de olor
1 cucharada de aceite

gorditas de garbanzo 3

Preparación

  1. REMOJA los garbanzos la noche anterior a preparar esta receta. Cuece los garbanzos por 2 horas en olla tradicional o por una hora en olla de presión y reserva.
  2. MUELE el chile guajillo con el laurel, el ajo y las especias. Agrega 3 tazas del agua donde se remojan los chiles y licua.
  3. CALIENTA el aceite en una cacerola y fríe la salsa colada. Sazonar con sal y pimienta negra molida.
  4. REALIZA un puré con los garbanzos y mezcla con el queso. Agrega los huevos, de uno en uno hasta integrarlos por completo. Prueba la sazón antes de agregar sal, pues el queso ya contiene un poco y corremos el riesgo de salar de más.
  5. CALIENTA aceite suficiente en un sartén, forma las tortitas y fríelas. Retira el exceso de grasa con papel absorbente. Baña las tortitas con el caldillo.

Fotos: Cocina Fácil

Bárbara García

Síguenos

No seas tímido, ponte en contacto. Nos encanta conocer gente interesante y hacer nuevos amigos.