Más México

El Día de la Candelaria, ¡México lo festeja como en ningún otro lado!

Hoy se cumplen 40 días después de Navidad y es Día de la Candelaria. Así que, si te salió el niño en la rosca de Reyes, es momento de pagar los tamales.

Esta fiesta de tradición católica tiene raíces muy antiguas. Pero sólo en México se celebra con tamales y llevando a bendecir una imagen del Niño Dios vestido con ropajes muy peculiares.

Es una celebración que recuerda el pasaje bíblico de la Purificación de María y la Presentación de Jesús en el templo. El relato cuenta que un anciano, de nombre Simeón, reconoce a Jesús como la luz del mundo. La palabra Candelaria viene de candela, que quiere decir vela o que da luz.

El Niño Dios

Así nació el festejo de la advocación de la Virgen María de La Candelaria. En otros países se realiza una procesión de luces o velas. Mientras que en México se llevan los niños Dios a la iglesia para bendecirlos. Esta tradición fue haciéndose cada vez más popular y, en la actualidad, la gente los viste de cientos de maneras diferentes.

Existe un corredor en la CDMX, que cuenta con una gran variedad de modelos de ropajes y accesorios para vestirlos. Se ubica en La Plaza de la Merced, en la Calle de Talavera, en el Centro Histórico.

Antes de este día, mucha gente llevó a vestir a su niño Dios de Cristo Rey, del Sagrado Corazón, del Niño de las Palomas o de bebé. Pero también los visten del niño de la Abundancia, de arcángel, de Papa, de Juan Diego, San Charbel o algún otro santo… ¡incluso de niño futbolista! Como el que está en Tacuba, conocido como El Santo Niño de los Milagros.

¿Y los tamales?

Después de la bendición en misa, llega la hora de la tamaliza. Desde los más tradicionales, de rajas, verde o de mole, hasta los más gourmet. Obvio con un rico atolito para acompañar.

Sabemos que muchas fiestas religiosas contienen elementos prehispánicos y el día de la Candelaria es una de ellas. Antes de la llegada de los españoles se celebraba (en estas mismas fechas) el inicio de las siembras. Por lo que se llevaba a bendecir el maíz. De ahí surgió la costumbre de comer tamales. Además, los tamales son un alimento muy importante para los mexicanos… ¿A poco no?

Otras costumbres

La elección de los padrinos del Niño Dios es algo muy especial. Deben ser personas muy queridas para la familia y en Nochebuena son quienes arrullan al Niño antes de cenar. La tradición marca que serán ellos los encargados de preparar los tamales el día de la Candelaria. Aunque también puede ser al revés, en muestra de agradecimiento hacia los padrinos por haber aceptado recibir al Niño.

¿Y sabías que… en la antigüedad, el niño de la rosca también se vestía y se llevaba a bendecir?

¿Verdad que en México se celebra como en ningún otro lugar?

Hoy por la noche, disfruta de unos ricos tamales en compañía de tu familia.

Síguenos

No seas tímido, ponte en contacto. Nos encanta conocer gente interesante y hacer nuevos amigos.