Más México
_sombreros-de-palma-de-jipijapa

De palma y con color: sombreros para el calor

Los sombreros se han convertido en uno de los mejores aliados de propios y extraños para enfrentar las temperaturas extremadamente calurosas.

Por Tomás Martín. Corresponsal

Los sombreros se han convertido en uno de los mejores aliados de propios y extraños para enfrentar las temperaturas extremadamente calurosas que se registran en esta ciudad, en donde este mes los termómetros suelen superar en promedio los 40 grados centígrados.

Además de recurrir a los tradicionales raspados de sabores y a la recomendaba hidratación con agua, tanto los meridanos como los visitantes aún ven el uso de gorras y, en especial de sombreros, como una buena opción para protegerse de los inclementes rayos del sol que generan una sensación térmica extenuante y un efecto de “bochorno”.

Entre los sombreros más demandados se encuentran los hechos con palma de “jipijapa”, los cuales, además de ser extremadamente resistentes, sus diseños han empezado a popularizarse tanto que a su elaboración se ha sumado el uso de tinturas naturales.

sombreros-de-palma-de-jipijapa

Luis Miguel Tukuch Herrera, quien desde hace más de 22 años vende sombreros de palma de jipijapa en el marco del programa Mérida en Domingo, en un puesto ubicado en plena plaza principal, explicó en entrevista que a esos sombreros también se les conoce como “sombreros Panamá”.

Los sombreros se confeccionan trenzando las hojas de la palmera y aunque se le relaciona con Panamá en realidad tiene sus orígenes en Ecuador, y hoy es un producto mundialmente demandado por que se trata de una confección artesanal que hoy ha sido adoptada por algunos pobladores de Campeche y Yucatán, expuso.

“El jipijapa es una palma que mide entre uno y dos metros de altura y que de sus hojas se hacen los sombreros y otros artículos; es un material muy flexible”, precisó.

Uno de los sitios en donde hay una buena cantidad de confeccionadores es la localidad de Becal, en el vecino estado de Campeche, de donde él es originario y en donde existe ya una ancestral tradición en la elaboración de los mismos.

sombreros-de-palma-de-jipijapa

Una de las curiosidades de estos sombreros es que se trenzan en el interior de cuevas como parte de un procedimiento de elaboración ya ancestral, pues el ambiente que hay en el interior de las cuevas da mayor flexibilidad al material y por ende se agiliza el tejido.

Indicó que otra gran cualidad de este material es que dura muchos años y por eso cada vez son más socorridos como artículo para protegerse de los inclementes rayos del sol entre consumidores de todas las edades.

sombreros-de-palma-de-jipijapa

Expuso que los precios de ese tipo de sombreros va de los 50 pesos, que se puede decir que es una pieza que sirve para un bebé de seis meses a dos años y sombreros que sobrepasan los 300 pesos por ser de doble tejido o por ser entintado con productos naturales como la semilla de aguacate que les da un color entre rojizo y café muy especial.

En estas épocas de calores extremos, sus ventas suelen crecer hasta dos o tres veces más que en otras épocas del año, pues aunque el uso de gorras es más popular que los sombreros, el hecho de que se trate de piezas elaboradas a mano, cada vez las hace más populares entre los consumidores.

Ahora que si de plano no se desea un sombrero de jipijapa porque no va con el estilo, las gorras tipo béisbol son otra opción popular y socorrida por quienes a diario se enfrentar a los poderosos rayos del sol de este clima troplical.

En ese caso las opciones son más económicas, pues es posible comprarse una gorra beisbolera hasta en menos de 50 pesos, aunque como comenta Luis Miguel Tukuch, nada dura, viste ni te protege tan bien del sol y sus calores, como un buen sombrero de jipijapa.

Síguenos

No seas tímido, ponte en contacto. Nos encanta conocer gente interesante y hacer nuevos amigos.