Más México
Lago de Tequesquitengo, Morelos

Conoce y explora lo que esconde el lago de Tequesquitengo

Tequesquitengo, en el estado de Morelos, esconde en las profundidades de su lago, un pueblo que fue hundido.

Ubicado en el Estado de Morelos, Tequesquitengo tiene una mágica historia que se esconde en sus profundidades. Te invitamos a sumergirte con nosotros y conocer a fondo este precioso lugar. 

Durante el siglo XIX, los pobladores de Tequesquitengo se dedicaban a extraer tequesquite, un mineral que dio nombre al poblado.

Cuenta la leyenda que durante aquellos años existía una familia de hacendados, Los Mosso. Ellos eran dueños de casi todo el territorio de Tequesquitengo, bajo su poder, también se encontraba la Hacienda San José Vista Hermosa. Al tener poder sobre aquella bella propiedad, Los Mosso decidieron cambiar el cause del agua que abastecía, tanto a la hacienda como al pueblo.

Hacienda San José Vista Hermosa, tequesquitengo

Al hacer eso, el río se desbordó hasta inundar el pueblo entero. Algunos pobladores lograron huir a tiempo con pocas de sus pertenencias, otros tantos, como Los Mosso, no lograron escapar por la avaricia de llevarse todo aquello que les pertenecía.

Los habitantes se vieron obligados a moverse a las orillas de aquella laguna que había dejado la inundación. Y fue hasta 1865 que el pueblo quedó totalmente cubierto de agua.

Actualmente el lago de Tequisquitengo, se utiliza para pasear en lancha, practicar surfing, y realizar buceo para saber si realmente existe debajo la ciudad de aquel entonces. Si te animas a sumergirte, déjate sorprender con el cementerio y el campanario de la iglesia San Bautista, la cual tiene una altura de 10 metros.

Lago de Tequesquitengo, Morelos

Cómo llegar:

Tequesquitengo se encuentra a media hora de Cuernavaca y a 15 minutos de la hacienda de Vista Hermosa. (Toma la Carretera a Cuernavaca y sigue por la Autopista del Sol; por la caseta de Alpuyeca).

Síguenos

No seas tímido, ponte en contacto. Nos encanta conocer gente interesante y hacer nuevos amigos.